El ciclismo de ruta no es sólo para expertos.

La gran cantidad de ciclistas que se ven principalmente los fines de semana, recorriendo senderos, rutas y caminos a lo largo de nuestro país, lo hacen en una bicicleta de montaña, la clásica mountainbike que se hizo popular a fines de los ochenta. Una bicicleta ágil, con cambios (luego de algunos años con suspensión) y que en rigor sirve para cualquier superficie. Por otro lado, la “pistera” estaba reservada para los profesionales y se asociaba a las carreras y la velocidad.

Hace algunos años, las bicicletas de ruta han tomado mayor vuelo entre los ciclistas aficionados y se han vuelto en una excelente alternativa para muchos que o están iniciándose en el deporte, retomándolo o “mountainbikers” que buscan algo nuevo o complementario.

Si se hiciera un catastro, se observa que gran cantidad de personas que hacen ciclismo deportivo lo hacen en una bicicleta de montaña pero en pavimento. Se entiende que a muchos nos les gusta la tierra, los ascensos y descensos técnicos, los obstáculos naturales, etc. Entonces por qué no utilizar la bicicleta apropiada para la superficie? Hay alternativas para todos los bolsillos y realmente se siente la diferencia al rodar en el pavimento con una bicicleta de ruta, que es más liviana, tiene mayor aceleración, menor roce y en resumen…está diseñada para eso. No es necesario ser experto ni participar en carreras, es simplemente gozar verdaderamente de lo que es andar por caminos y rutas pavimentados.

Así como en nuestro país hay múltiples cerros para practicar mountainbike, hay también excelentes lugares para el ciclismo de ruta. En la zona central el clásico Cerro San Cristóbal, el camino a Farellones, el camino al Toyo en el sector del Cajón del Maipo y muchos otras rutas interiores y bordes costeros. En el norte también hay innumerables caminos interurbanos para hacer cicloturismo como la ruta que une Los Vilos, Illapel y Combarbalá. En el sur la oferta es igual o mejor, con caminos que bordean los lagos, que unen localidades turísticas y que nos ofrecen parajes naturales realmente espectaculares.

Como es lógico, resguardar la seguridad es muy importante, sobre todo si se compartirá con vehículos en la vía. Por eso, siempre utilizar casco, elementos reflectantes en la ropa, luces en días nublados y circular por la derecha de la calzada y máximo de dos en fondo. Así mismo, idealmente no andar solo y siempre dejar dicho en la casa el destino a donde nos dirigimos en caso de emergencia.

Escrito por Chile Rides Cycling

 

No se admiten más comentarios